Skip links

Seguro de alquiler: Una excelente opción🔐

Un seguro de alquiler, viene a ser una herramienta para garantizar al arrendador continuar cobrando por el canon de arrendamiento de su vivienda. Además, permite al arrendador disponer de una indemnización por los daños que puedan ser causados al inmueble.

En otras palabras, proporciona un estudio de la fiabilidad económica del arrendatario. En ello, se analizan las características e ingresos del potencial arrendatario donde se dictamina si podrá hacer frente al pago del alquiler. Asimismo, una vez firmado el contrato, el arrendatario pueda ser susceptible de perder su fuente de trabajo.

¿Por qué es importante el seguro de alquiler?

Si todavía no sabes los beneficios que te ofrece optar por un seguro al momento de realizar un arrendamiento, llegaste al lugar ideal. Existen numerosos aspectos que debes tener en cuenta a la hora de decidir alquilar un inmueble.

Uno ellos, es que se debes asumir la posibilidad de un impago del canon mensual por parte del arrendatario. Del mismo modo, los daños que puede ocasionar éste al inmueble.

Por este motivo, el seguro de alquiler viene a ser una herramienta para escoger al futuro arrendatario a través de la empresa aseguradora. Se debe analizar su solvencia financiera, para demostrar la viabilidad del cumplimiento del pago del canon mensual del arrendamiento.

Dos hombres estrechandose las manos

Cabe destacar que cada seguro tiene diferentes coberturas, dependiendo del arrendatario, y dependiendo además de lo que se quiera proteger como arrendador. Por consiguiente, se destacan dos tipos de seguros de alquiler:

1.    Seguro de impago de alquiler: El propietario del inmueble recibe el pago de los canon mensuales de arrendamiento, en caso de que el arrendatario no pague. Además, se le ofrece defensa jurídica.

2.    Cláusula de impago de alquiler dentro del seguro del hogar: La cobertura básica viene a ser casi la misma que en el anterior tipo pero no es tan completa.

¿Quién debe pagar el seguro de arrendamiento?

Respecto a la persona que debe realizar el pago de este tipo de seguro se debe dejar claro que es el propietario del inmueble arrendado. Esto se debe, a que si el futuro arrendatario, no cancela mensualmente el canon del inmueble, tampoco llevará a cabo el pago de dicho seguro.

Persona sosteniendo un llavero

Por esta razón, el propietario o arrendador del inmueble será el tomador del seguro. En pocas palabras, será quien él que se haga cargo del pago a la aseguradora para tener una cobertura por riesgo de impago o daños causados. De este modo, la empresa aseguradora se responsabiliza por el impago del canon.

¡Conoce todo sobre arrendar una propiedad de forma segura!

Deja un comentario

Name*

Website

Comentarios

Abrir chat